anuncios y viajes

Pocas cosas hay en la vida tan esperadas como las vacaciones, y pocas cosas hacen más ilusión que la planificación que éstas conllevan. Hay quien todavía acude a una agencia de viajes, lo que es una buena idea si se quiere acceder a ofertas y descuentos exclusivos. En muchas, además, permiten que el cliente pague en varios plazos desde que planifica hasta que se marcha, lo que también es una facilidad. Otras personas, sin embargo, recurren a los grandes portales en Internet para llevarlo todo atado.

Satisfacer las aficiones de cada cual no solo pasa por hacer viajes. El ocio también abarca actividades lúdicas y recreativas de diversa índole, desde una jornada de pesca hasta una visita a la tienda de cómics o la asistencia a un concierto. Al margen de las webs especialistas en cada caso, también están los portales de anuncios.

Sí. Webs como Milanuncios, Vibbo, Tablondeanuncios o eAnuncios sirven de escaparate a cientos de personas que se animan cada día a sumarse a la compraventa entre particulares por las ventajas que supone, siendo el ahorro la más destacable. Prestar atención y participar con asiduidad significa aumentar las posibilidades de que aparezca una gran oportunidad.

Continúa leyendo

anuncios clasificados

Anunciarse correctamente era una simple recomendación hace unos cuantos años, pero hoy en día es algo fundamental si alguien quiere tener éxito. Aquellos que querían vender algo tenían suficiente hace poco con publicar un anuncio en alguna gran cabecera de la prensa escrita, nacional si era tal su mercado, o local si solo quería dirigirse a sus vecinos. Una cuña en radio y un spot de televisión solían ser suficientes para abrirse un hueco en el imaginario popular, e incluso algunos conseguían que su marca fuera el nombre utilizado para identificar un producto concreto. Por ejemplo, muchos aún dicen “danones” donde en realidad quieren decir “yogures”.

Sigue siendo evidente el poder de difusión de algunos medios como la televisión. Wallapop, un portal de compra y venta de artículos de segunda mano, logró situarse entre las opciones favoritas rápidamente y eso fue, entre otras cosas, por una campaña de marketing que incluía spots en televisión con una música muy pegadiza. Pero la especialización del marketing digital también hace necesario tirar de Internet para poner en marcha ciertas acciones, porque lo avanzado de la presentación de resultados permite sacar amplias conclusiones tras el lanzamiento de una campaña, tras analizar los resultados. Y, por supuesto, eso permite definir aún más el mensaje y, por extensión, alcanzar el éxito.

Imaginemos que hablemos de una empresa que se dedica a la venta de libros. Tiene un local muy moderno donde ofrece un nuevo concepto de librería, donde invita a sus clientes a café, dispone de sofás y presta los ejemplares a sus clientes, como si de una biblioteca se tratase, para ayudarles a decidir. ¿Es eso todo? Aunque suena muy bien, que haya multinacionales vendiendo títulos de todo tipo a costes irrisorios y con un catálogo mucho más amplio, si no emprende acciones concretas, hará que su concepto quede en el ostracismo.

Tanto si se trata de un establecimiento como de un particular, cualquier opción se puede combinar con el uso de páginas de anuncios clasificados, pues son múltiples las ventajas que presenta el uso de esta plataforma. En algunos casos, su efectividad es tal que incluso basta con publicar los anuncios una vez para lograr venderlos.
Continúa leyendo

consumo colaborativo

¿Conoces BlaBlaCar, AirBnb, Wallapop o Kickstarter? Se trata de empresas que han alcanzado mucha fama en los últimos años y que tienen como principal punto en común que desarrollan principios de consumo colaborativo.

El consumo colaborativo es una forma de negocio que está al alza y que en la actualidad se calcula que crece entre un 15 % y un 17 % cada año. Muchas startups que nacen a diario se pueden englobar dentro de este sector, de hecho, algunas de las empresas comentadas anteriormente nacieron como startups y en la actualidad mueven cifras de negocio que alcanzan cifras de centenares de millones de euros, como son los casos de AirBnb, Uber o KickStarter.

Pero el consumo colaborativo, o la Economía de la Colaboración como también se conoce no es nada nuevo. Este movimiento es la evolución del fenómeno conocido desde hace siglos del trueque, se basa en compartir productos y servicios, la clave en el consumo colaborativo no radica en la propiedad, sino en el acceso. Muchos críticos sostienen que el movimiento del consumo colaborativo basado en compartir, dejar o alquilar no es nada nuevo y que se trata simplemente de marketing, pero es que es precisamente al marketing a lo que le debe tanto éxito este movimiento. Más adelante comprobaremos la importancia que ha tenido internet en el crecimiento de este fenómeno.

Aquellos que defienden el consumo colaborativo no han dejado de reconocer nunca que no se trata de una idea nueva, pero sostienen que la tecnología actual permite que el servicio sea más eficiente y escalable.

Continúa leyendo

Compra segura

Cada vez son más las personas que recurren a artículos de segunda mano en internet para satisfacer sus necesidades, por las ventajas que presenta. Principalmente, hablamos de la posibilidad de encontrar un precio sustancialmente menor que el modelo nuevo vendido por las vías “oficiales”, o al menos más conocidas, pudiendo varias hasta en cientos de euros.

Del mismo modo que sucede con compras de artículos de primera mano o nuevos, los consumidores cada vez parecen sentir más confianza hacia las compras online. De hecho, en abril de este año 2016, varios medios de comunicación se hicieron eco de lo que el sector empresarial en su mayoría consideraba una buena noticia: el comercio electrónico crecía en España a su mayor ritmo en casi seis años, repuntando la facturación en casi un 30%.

Pero, ¿qué hay de los artículos de segunda mano? Si la compra de nuevos enseres por internet ya tuvo que soportar las suspicacias iniciales de esas personas que teniendo el poder de compra no confiaban en entornos digitales, más duro aún ha sido (y está siendo) para el comercio de este tipo. Sin embargo, la tendencia también se ha mostrado al alza, como han publicado medios especializados como Ecommerce-news.es.

El primer enemigo al que se sigue enfrentando este mercado, la falta de confianza, es una consecuencia directa de la falta de garantías. ¿Hay total ausencia de ellas? Lo repasamos en este artículo.

Continúa leyendo